Posted On 16 Diciembre, 2016 Por In Tendencias, Trucos de e-learning Con392 Views

El modelo pedagógico del Mobile Learning

El uso de tecnologías móviles es ya muy habitual entre los alumnos desde 1º de la ESO. Este hecho se tiende a ver como perjudicial para su educación, sobre todo dentro de las aulas, donde los móviles son el gran enemigo de los profesores. Los móviles se consideran un elemento de distracción y de amenaza al ritmo habitual de las clases.

Pero el nuevo modelo pedagógico del Mobile Learning, o aprendizaje en movimiento, propone explotar el potencial didáctico de los aparatos electrónicos para convertirlos en aliados. El Mobile Learning surge básicamente como una adaptación del e-learning (aprendizaje online) a los dispositivos móviles.

En muchos centros educativos ya se ha hecho una inversión para contar con la infraestructura tecnológica necesaria para el uso del e-learning en las aulas. No obstante, según un informe del Ministerio de Educación, en el curso 2014-2015 el número medio de alumnos por ordenador destinado a tareas de enseñanza y aprendizaje es de 3, es decir, hay solo un ordenador de media para cada 3 niños.

Este dato demuestran que, si bien se ha avanzado mucho en la implantación de las TIC en la enseñanza, los recursos son limitados. Así que, ¿por qué no aprovechar los aparatos que llevan los alumnos y con los que están ya familiarizados? Los teléfonos móviles, tablets, e-books, reproductores de música o consolas portátiles pueden ser una herramienta eficaz para facilitar la enseñanza y el aprendizaje tanto en el contexto escolar como en el extraescolar.

El Mobile Learnig, también llamado M-learning, tiene muchas ventajas pedagógicas sobre otras metodologías de enseñanza más tradicionales. Lo más destacado es que con este modelo de aprendizaje se ofrece una formación personalizada en cualquier lugar y en cualquier momento adaptándose a los ritmos de cada alumno. También es muy relevante que, como los alumnos ya suelen conocer los aparatos, les resulta muy cómodo utilizarlos también para aprender. Otras ventajas son:

  • Facilita el envío y la divulgación del material de estudio
  • Permite el aprendizaje offline, es decir, que no haya que tener conexión a Internet cada vez que se quiera acceder a los materiales.
  • Los ejercicios y las unidades didácticas de un programa de Mobile learning suelen ser cortos para poder realizarlos en los tiempos muertos o el transporte.
  • Los alumnos interactúan directamente con la pantalla, mejorando así el proceso de aprendizaje, ya que ellos son quienes dirigen su proceso.

Por supuesto esta metodología puede combinarse con muchas otras, haciendo de la formación toda una experiencia con el fin de que los conocimientos se adquieran lo mejor posible. Así, lo ideal sería no solo crear nuevos materiales audiovisuales compatibles con el M-learning, sino también adaptar los apuntes, actividades y todos los materiales tradicionales a este método.

Tags : , , , , , , , ,

Los Comentarios están cerrados