Posted On 24 Febrero, 2016 Por In Otros Con852 Views

El temor a la hoja en blanco

Los comienzos siempre son duros porque aún no ha habido golpes que te ayuden a aprender de las experiencias ni directrices que te guíen el camino. Cuando uno se encuentra frente a una nueva situación es cuando el temor se apodera y el bloqueo genera dudas. Siempre surge la frase ¿Por dónde empezar?

La búsqueda de la inspiración o de esa idea que ayude a cambiar el mundo hace que las expectativas hacia algo nuevo aumenten y con ello la presión que genera. En el momento que uno se pone una meta es cuando la realidad se apodera de él y cada intento de llevar esa idea a cabo es un nuevo impedimento que no solo busca el fin sino la superación personal, pero una vez conseguido los esfuerzos no se ven tan a simple vista.

Golpe de suerte o fuente de inspiración, cuando algo por fin se consigue se tiende a infravalorarlo sin tener en cuenta las noches en vela o los castillos de arena que se crearon con él. Las películas con sus planos cortos donde el protagonista consigue todo lo que se propone, con tan solo un cambio de secuencia han hecho que esta realidad no se refleje.

Por ello lo difícil no están en proseguir sino en comenzar, el miedo ante algo nuevo, hacia algo cuya respuesta aun es una incertidumbre, pero si no comenzamos y superamos ese miedo cómo generaremos nuevos conceptos o cómo se harán realidad los sueños.

Puede que el color blanco no sea el más favorecedor, ¿pero se te ocurre un color mejor para un nuevo comienzo?

Tags : , , ,

Los Comentarios están cerrados